Litotricia renal por ondas de choque

La LEOC es una técnica introducida a principios de los años 80 que ha sufrido un avance espectacular en los últimos años, pasando de las equipos antiguos donde el paciente era sumergido en agua para aplicar al tratamiento (por ello se conocía clásicamente con la bañera) a los equipos modernos de gran eficacia y escasos efectos adversos que permite que sea un tratamiento ambulatorio en la mayor parte de los casos.

La seguridad de este tratamiento y su eficacia permite que pueda ser utilizado en la mayor parte de los casos existiendo escasas contraindicaciones (embarazo, anomalías vasculares cercanas a la zona a tratar, obesidad severa…).

El procedimiento se lleva a cabo bajo sedación para evitar las molestias y facilitar el tratamiento. Una vez llevado a cabo el procedimiento el paciente pasa a una sala de recuperación y si no se detectan incidencias se va de alta a las pocas horas para control ambulatorio con un tratamiento especifico.

Ir arriba