Alteraciones de la Eyaculación

Durante las últimas décadas, se han empleado distintos y diversos criterios para definir esta entidad, aunque desde el año 2013 ha adoptado la definición de la International Society for Sexual Medicine (ISSM). La eyaculación precoz puede ser primaria (ocurre desde que individuo comienza sus relaciones sexuales) o adquirida (aparece en algún momento de su vida, con desempeño sexual previo normal), y se caracterizada porque:

Recientemente, además, se han propuesto otros dos síndromes de eyaculación precoz:

En cuanto a la frecuencia con la que se presenta esta patología, el mayor problema para medirla es que, en el momento en el que se realizaron los mayores estudios, no existía una definición de le entidad consensuada por lo que se han descrito porcentajes de hasta el 31% de los varones de 18-59 años. Hoy en día se considera que afecta a alrededor del 5% de la población masculina mayor de edad.

En el caso de la adquirida, las causas pueden ser varias, como la presencia de uretritis, alteraciones hormonales o factores psicógenos. Sin embargo, en una gran mayoría no se encuentra una clara etilogía.

Nuestra Unidad de Andrología está compuesta por tres Andrólogos de reconocido prestigio: Javier Romero Otero, Borja García Gómez y Manuel Alonso Isa. En ella ofrecemos un trato personalizado y del más alto nivel, e independientemente de cuál sea su caso, ayudaremos a establecer las posibles causas y ofreceremos la alternativa terapéutica más adecuada.

» Entrevista clínica con un andrólogo superespecializado.

Se valorarán antecedentes personales y se investigará sobre la aparición de síntomas, el tiempo de latencia, la función eréctil, el tiempo desde el inicio de los síntomas, la percepción de control sobre la enfermedad y la angustia que provoca el problema. También se hará una exploración física dirigida.

» Cuestionarios validados.

Ayudan a establecer de una forma lo más objetiva posible la gravedad de la patología y la afectación que ésta provoca sobre el individuo.

» Estudio laboratorio.

Perfil lipídico, glucemia, perfil hormonal, función tiroidea, función renal y hepática, patología prostática. Ayuda a establecer asociaciones y a descubrir casos secundarios de la enfermedad.

» Exudado uretral.

Descarta la presencia de uretritis que pueden provocar o agravar el cuadro.

Existen distintas alterativas terapéuticas la eyaculación precoz. Como hemos comentado, en los casos en los que se encuentre un posible efecto causal, primera habrá que actuar sobre el mismo, dado que su resolución puede mejorar o incluso hacer desaparecer los síntomas. Cuando esto no sea posible, se describen distintas alterativas terapéuticas:

» Tratamientos orales:

Se han descrito numerosos agentes, aunque el único con aprobación oficial es la dapoxetina (Priligy®). Se trata de un inhibidor selectivo de la recaptación de serotonina (ISRS) de vida media corta que, administrados antes de la relación sexual, permite aumentar el tiempo de latencia.

» Tratamientos tópicos:

En su mayoría, se trata de anestésicos locales que, administrados sobre el glande, reducen la sensibilidad de éste para aumentar así el tiempo de latencia. Existen formulaciones específicas de administración muy cómoda, como el Fortacin®.

» Terapias conductuales:

Se trata de maniobras enfocadas a aumentar el control sobre la eyaculación, para así conseguir aumentar el tiempo de latencia. Aunque existen algunas relativamente sencillas de practicar, normalmente requieren de una evaluación psicológica previa, por lo que se realizarán con la ayuda de sexólogos colaboradores.

Ir arriba