Hemospermia: qué es y por qué ocurre

hemospermia-que-es

La hemospermia o hematospermia es la presencia de sangre en el semen. Su incidencia es relativamente rara, suponiendo un 1% de las consultas en Urología. «Casi el 75% de las veces supone un único episodio autolimitado», afirma el Dr. Manuel Alonso, especialista en la Unidad de Andrología de Urología Tratamiento.

«Para valorar su origen y pronóstico debemos diferenciar entre los menores de 40 años, donde su incidencia es mayor y corresponde con un signo indoloro, autolimitado y benigno (inflamatorio-infeccioso); y los pacientes mayores de 40 años, donde, en raras ocasiones, puede ser un signo acompañante de alguna patología oncológica (próstata, testículo, vesículas seminales», explica el Dr. Alonso.

El semen es el producto de la secreción de tres glándulas diferentes. El esperma se produce en los túbulos seminíferos de los testículos, viaja a través de los conductos deferentes mezclándose con las secreciones de las vesículas seminales y de la próstata, para ser por la uretra durante la eyaculación.

Clasificación de la hemospermia

La hemospermia se puede clasificar (según Alonso Claudio G, 2004):

Clasificación de la hemospermia

¿Por qué ocurre?

Hasta hace relativamente poco tiempo, entre un 30 y un 70% de los casos eran etiquetados como idiopáticos (sin causa aparente) por no poder establecer su causa. «Hoy en día, esa cifra ha disminuido gracias a la información que podemos obtener con las pruebas de imagen», señala el Dr. Alonso.

  • Causas prostáticas:
    • La biopsia transrectal de próstata es la causa más frecuente. Produce sangrado hasta en el 80% de los pacientes sometidos a esta técnica y es autolimitada, resolviéndose en aproximadamente un mes.
    • Las infecciones de la glándula prostática son la segunda causa más frecuente, apareciendo en un 30% de los casos. Destacan las prostatitis por Escherichia ColiKlebsiellaProteusPseudomonas, enterococos o incluso por estafilococos, estreptococos, SerratiaChlamydia o Mycoplasma. Más raras son aquellas producidas por el VIH, tuberculosis, virus del papiloma humano, citomegalovirus, esquistosomiasis y por hidatidosis.
    • Los tumores prostáticos suman el 2% de los casos, siendo el adenocarcinoma el más frecuente. Sin embargo, en un estudio reciente aparece un incremento significativo de riesgo de cáncer de próstata en hombres con hemospermia, llegando hasta el 14%.
    • Encontramos hemospermia también en procesos litiásicos de la próstata, en alteraciones vasculares de la glándula, en la resección transuretral de la próstata y en tratamientos con braquiterapia y radioterapia externa.
  • Causas en las vesículas seminales:
    • Por infecciones y por la presencia de quistes congénitos o adquiridos tras infecciones. Los gérmenes patógenos implicados son similares a los que encontramos en las prostatitis.
    • Otra de las causas a destacar es la amiloidosis de las vesículas, así como la aparición de tumores en las mismas.
  • Causas uretrales:
    • Tener presente la posibilidad de uretritis, gonocócica o no, sobre todo en pacientes jóvenes. 
    • También pueden producir hemospermia las lesiones uretrales, los pólipos, condilomas, quistes, e incluso los tumores malignos de uretra.
  • Causas testiculares:
    • Producida por tumores malignos del testículo, como seminomas y tumores no seminomatosos.
  • Causas traumáticas:
    • Podemos encontrarla producida por traumatismos perineales, peneanos y testiculares.
    • Se han descrito casos tras inyecciones de sustancias esclerosantes para el tratamiento principalmente de hemorroides. Además, por instrumentalización uretral o tras biopsia de próstata.

Otras causas

  • Enfermedades sistémicas:
    • Principalmente en HTA crónica o severa no controlada, con cifras elevadas de creatinina sérica, proteinuria intensa o enfermedad renovascular.
    • También en enfermedades crónicas hepáticasamiloidosislinfomas de localización urológica o en la enfermedad de von Willebrand.
  • Otras:
    • Hemospermia ex vacuo, que se relaciona con los períodos de abstinencia prolongados.
    • Obstrucción de los conductos eyaculadores. Quistes de Wolf, de los canales eyaculadores, müllerianos o del utrículo.
    • Tumores uroteliales de los vasos.
    • Melanomas: melanospermia a consecuencia de metástasis prostáticas de melanoma.

Ante casos de hemospermia es necesario acudir al especialista para que realice un diagnóstico preciso y diseñe un tratamiento dirigido a casa caso.

Ir arriba